miércoles, diciembre 02, 2009

Sweet dreams

Corremos, con cada puesta de sol, por las calles empedradas cercanas al puerto, dispuestos a convertirnos en polizones. Saltamos de nube en nube, perseguimos estrellas fugaces. Molestamos a las sirenas y nos disfrazamos de capitanes intrépidos con sombreros robados. Derrochamos polvo de hada en vuelos eternos. Jugamos a perdernos dentro de enrevesados laberintos, paseamos por bosques legendarios, cazamos relámpagos y truenos. Aprendemos magia y hechizos avanzados, saboreando el poder de la alquimia. Nos dejamos llevar hasta la isla, remanso de paz de arena blanca y aguas templadas, alejados del mundanal ruido. Viajamos, de aventura en aventura, por remolinos y destellos de brillante luz octarina. Somos linces, gatos negros, gigantescos lobos huargos, dioses primigenios en mitad del océano, criaturas letales e inmortales, reflejos inversos a través del espejo.
Somos sueños.

sábado, octubre 10, 2009

Sabes

A veces me sorprendo de lo bien que asimilo los hechos y acontecimientos más surrealistas y delirantes. Siento como si me estuviese precipitando hacia algo más grande y real, y no tengo ni tiempo para buscar respuestas a los por qués.

Esto importa poco, porque presiento que todo va a ser mejor.
Y si no lo es, al menos no estaré flagelándome eternamente por no haberlo intentado.
Que grande sería si todos los días me sintiera así de bien.

viernes, octubre 02, 2009

Fucking Shit

Hoy, paradójicamente me había levantado exultante de felicidad.
A estas alturas ya debería saber que cuanto más desprevenida estás, más se tuercen las cosas.
Así, al llegar al trabajo, todo se ha agriado.
Cagadas, unas detrás de otras, con gente a la que aprecio.
Soy un desastre.
Y ni tan siquiera admitirlo me sirve de excusa.

martes, septiembre 29, 2009

Faith

Everything's gonna be allright.

lunes, septiembre 28, 2009

Falta la foto




Es curioso como los lunes me levanto siempre con esa sensación hostil. Apago el despertador con ira dormida, parto las naranjas como si estuviera rebanando cuellos y me como los cereales a dentelladas.
La lectura matutina de blogs, periódicos, facebook y cuentas de correo suele acabar produciéndome náuseas. La ducha me da pereza y el largo camino hasta el viernes también.
Afortunadamente, el traqueteo del tren calma mi ánimo a tiempo, y ninguno de mis compañeros de trabajo sufren mis ataques de rabia.

Supongo que es el precio que hay que pagar por fines de semana donde la risa es el plato principal. Y Despedida de soltero. Y sushi. Y calles perfectamente escalables.
Y amigos.

Sea como sea.... I hate mondays.

domingo, agosto 30, 2009

Cuánto daño hace el cine




"Sólo soy una mujer jodida que busca su propia paz de espíritu. Así que no me asignes la tuya".

jueves, agosto 20, 2009

If you change your mind




Se creía un gato.
Tenía los ojos felinos, verdes como aceitunas.
Olfateaba la comida, siguiendo la premisa de no comer absolutamente nada que no oliera bien.
Cuando sonreía, de medio lado y enseñando los dientes perfectos, recordaba al gato de Chesire, riéndose de la obtusa Alicia encaramado al árbol.
La recuerdo agazapada en el sillón, espiándome tras un libro. Su pelo erizado, lanzaba destellos rojizos con la luz que se filtraba desde la ventana. Eran tardes de verano apacibles. Yo trabajaba en silencio, ensimismado en mi microscopio y en mis fósiles. Cuando se cansaba de la comodidad del sofá, rondaba por mi estudio, burlándose de esas piedras viejas que me alejaban de ella. Reclamando toda mi atención, ronroneaba en mi regazo hasta conseguir desconcentrarme. Se desnudaba sola, adivinando mis intenciones, que eran también las suyas. Arqueaba la espalda, me clavaba las uñas afiladas y maullaba. Maullaba hasta caer rendida, sudorosa, temblorosa.
Dormía mucho. Tanto, que me daba tiempo a ducharme, tomar un café y volver al trabajo sin que hubiera cambiado siquiera de postura. Tenía la extraña sensación de que, pese a su sueño profundo, seguía atenta a todos y cada uno de mis movimientos por el viejo piso. Nunca me extrañaba en la cama revuelta y, poco a poco, dejándose llevar por la pereza onírica, se atravesaba en el colchón, llenándolo con su minina desnudez. Fue la única mujer con la que he tenido la certeza de que yo le pertenecía a ella más de lo que ella me pertenecía a mí.
El día que decidió abandonarme, no tenía nada de diferente al resto de los días de aquel verano. La tarde seguía siendo apacible y yo trabajaba ensimismado en mi microscopio y en mis fósiles. Vino a ronronear en mi regazo. Se desnudó sola, arqueó la espalda, me clavó las uñas afiladas y maulló. Maulló hasta caer rendida, sudorosa, temblorosa. Sin embargo, aquella vez no se durmió como solía hacerlo. Permaneció tumbada a mi lado, con los ojos verdes muy abiertos, haciendo suaves eses en mi pecho con su dedo índice.
Me voy a ir- dijo.
Y se fue.

lunes, agosto 17, 2009

Heartbroken

Minas
Si caminas de puntillas por mi orgullo minado, es posible que incluso llegues sano y salvo a la otra orilla Pero si continúas así, arañando esta superficie con saña, creando con tus acertijos arterias de duda y desconfianza, no conseguirás esquivar las detonaciones. Te estallarán en el rostro, destrozando lo poco que quede de bueno. Volarán las esperanzas ennegrecidas y extrañas. Y rota la ingenuidad, arrasadas quedarán las últimas ganas de esperarte. Será como si tu dolor se uniese al mío.
Nadie es culpable, menos tú. Pero si deambulas descalzo por mi mar de niebla, deberás atenerte a las consecuencias. No hay manera de impedir que me toques, una vez arrasado el campo de batalla. No hay maneras, para demostrar que sé cuidarme sola, que tu preocupación pusilánime está de más. Si aprovechas la confusión, la nube de polvo levantada, y atacas por el flanco más vulnerable, descubrirás el cuerpo entumecido y tembloroso, empapado en el sudor frío de la confusión. Poco tiempo tendré, desnuda bajo tu mirada atónita, de acorazarme de nuevo. Más impenetrable y hosca, si cabe. Tras de ti, dándote caza, se irá mi humillación contenida. Me atrincheraré en un rincón. Y no volveré a dejarte pasar, ni aunque ondee, limpia y sincera, tu bandera blanca.

jueves, julio 30, 2009

Ñam Ñam



Quiero sushi.
Quiero que RJ vuelva para saber de una vez.
Quiero que sea viernes.

miércoles, julio 29, 2009

All the good things

Lo bueno de vivir solo es que el detergente te dura tres meses y la comida del congelador cinco. Nadie enciende la luz después de que la hayas apagado. Puedes dejar la puerta del baño abierta y desgañitarte en la ducha con Janis Joplin, con Ottis Redding, con Pearl Jam, con Simon y Garfunkel, con Scott Mckenzie, con Paul Anka, con Cat Stevens, con Franz Ferdinand, con Fiona Apple, con Reamonn, con Sabina, con Guns & Roses, con Celine Dion. Con Chuck Berry. Con Travis y con Mötley Crue. También puedes ver cinco películas seguidas sin que nadie pregunte si te queda mucho. O incluso más. Puedes, simplemente, no llamar al técnico porque, que no se vea ni un solo canal de televisión, te la trae floja. Puedes llenar el piso de libros. De comics. De DVD originales. Puedes llenar la casa de ponies. Colgar fotos en la nevera. Escribir este post desnudo, si te apetece. Puedes darte un baño de espuma y poner velas a tu alrededor. Puedes limpiar, y que no se vuelva a ensuciar nada hasta tres días después. Puedes invitar a tus amigo a beber mojitos, comer hotdogs en el suelo, hinchar la cama restform, morirte de calor y aún así, no morir en el intento. Puedes disfrutar. Hacerles guiños a los vecinos fisgones, o hacer que los de al lado te odien a base de fines de semana desenfrenados. Puedes dormir siestas en el sofá. Puedes cocinar para siete, o no cocinar en siete días. Puedes no volver a lavar platos nunca más. Puedes gritar sin temor a que te oigan.


Lo bueno de vivir solo es que el día que te cansas, están todos a una llamada de distancia. O a un paseo en metro. Y eso sí que es estupendo.

viernes, julio 17, 2009

Ay, mi ssssssinussssssssitisssssssss





Confía en miiiiiiiiiii,
ssssssólo en miiiiiiii,
ven acáaaa,
y confía en miiiiii.
(no te me caigassss)

Dormirásssssssss,
yo velaré,
junto a tíiiiiiii,
yo velaréeeeeeeee....

jueves, julio 09, 2009

lunes, julio 06, 2009

Just a little bit of that

Apostó una noche por el chico adecuado y él, haciendo gala de su infinita bondad escurrió el bulto amablemente, alegando que no se sentía con fuerzas de exponerse a nadie, y que probablemente era un gilipollas por no aceptar la tentadora proposición. Sonriendo, ella se bebió el whisky que el chico sostenía en la diestra, a modo de premio de consolación.
Su whisky le supo a madera.
En aquel bar, lleno de humo, de música estridente, de caras largas y faldas cortas, no pudo evitar sentirse vieja. No le mentía al asegurar que las primeras luces llegarían solas, sin preguntas, ni explicaciones. Pero él seguía hablando del deseo como si de algo importante se tratase. Hablaba sin cesar de un tú y de un yo, y de historias ajenas con finales interrumpidos.
Ella le escuchaba, entendiéndole sólo a medias, identificándose, como entre nieblas, con aquellos ideales que apremiaban a hacer las cosas bien, que no herían ni empujaban al abismo, que prometían y desprendían calor reparador.
Su franca ingenuidad la enterneció. Quiso creerle, quiso de pronto esperar. Quiso recuperar la confianza perdida.

Quiso ser como él. Deshacerse de aquel disfraz de viuda negra que le impedía sentir libremente.
Quiso redención.

jueves, julio 02, 2009

A lo Bunbury

Resulta que últimamente me dejo llevar más de la cuenta por mis bajos instintos y a mi alrededor, la gente no para de decirme que ya me toca, que lo que tengo que hacer es encontrar a alguien bueno que me quiera, que me de estabilidad. Con el de ayer, ya van cuatro personas las que me sueltan la frase.
Suelo contestar de modo automático que en ello estoy, que yo estoy bien dispuesta a lo que venga, pero que también a lo que caiga. En el fondo, lo que me callo y no digo en voz alta es que a las buenas personas no se les puede hacer daño. Y creo que yo sería propensa a hacerles daño. Es esa falta de escrúpulos, este novedoso desarrollo de mi indiferencia lo que verdaderamente me inquieta.

Y me aconsejan, y me incitan a decidir.

"Es una buena persona, Moonie. Lo de la pata se puede arreglar"

Y yo, entre la espada y la pared, acabo prometiendo que lo pensaré.
Mientras tanto... como decía el gran Enrique...

¿Querrán las glándulas lascivas declararme culpable?

martes, junio 30, 2009

Que todo cambie para que todo siga igual



Reportando por última vez desde el bajo Galileo. Estamos de mudanza.

domingo, junio 28, 2009

Qué tristes son los posts de madrugada

"- Así es la vida-dijo McDunn-. Siempre alguien que espera a algún otro, que nunca vuelve. Siempre alguien que quiere a algún otro que no lo quiere. Y al fin uno busca destruir a ese otro, no importa quien sea, para que no nos lastime más."

Ray Bradbury. La sirena

domingo, junio 14, 2009

Hambre de sushi

Cris dice que a lo mío se le llama furor uterino. Me descojono.

sábado, junio 13, 2009

Moonie Moon y el aterrador mundo de las citas

Nombre: Moonie Moon
Edad: 22
Kg: !!!!!!!!!!!!!
Novios: 0
Copas: 0 (contando las de la madrugada 3)
Cigarrillos fumados: 0 (contando los de la madrugada 2)
Preparación para el examen del miércoles: 30%
Redactores jefes frinkables: 1
Posibilidades de frinkear con redactor-jefe: ????
Posibilidades de salir escaldada esta noche: 100%
Posibilidades de ser el centro de los cotilleos el lunes en el curro: 100%
Posibilidades de que me despidan: JAJA.


Como me gusta complicarme la vida.

lunes, junio 08, 2009

Huele a cine

VIVAAAAAAAAAAAAAAAAA! VIVAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAA!

domingo, junio 07, 2009

My soul

Emborracharse es lícito, siempre y cuando se haga entre amigos. Oso ha vuelto, y lo hemos celebrado como se deben celebrar estas cosas.

Y he bailado, y me he reído y he lamentado tener que marcharme.
Y mañana tendré una resaca de ensueño a juego. Pagada a módicas copas.

jueves, junio 04, 2009

El pony, el atracón,un sms y un email-relato para Roci

Duras son las mañanas.

En el metro cuando la gente mira al de enfrente, o a sus zapatos, o al suelo, o su reflejo en los cristales, justo cuando se pasa por un tunel obscuro. Se bosteza sin disimular. Se aferran las manos contra la pared, para no precipitarse encima de algun cuerpo ajeno a causa de la inercia.

Se despierta el olfato antes que el resto de los sentidos. Colonia, jabón, champú de frutas. Alguien que no sabe ni por asomo lo que la palabra higiene significa, se desploma en el asiento más próximo. Se abren las puertas, se cierran. Marabunta humana, y gente renovada en cada estación. Casi reciclada, porque siguen siendo extraños conocidos.

Ojos cerrados. Música distorsionada escurriéndose de unos auriculares. Pequeños y blancos. Un libro. Dos libros. Tres libros. Bestsellers poco interesantes. Casi tan poco interesantes como sus ávidos lectores. En un rincón, Chéjov. Interesante, como poco.

El silencio adormece a los que han conseguido sentarse. Nadie habla. A las palabras no les gusta madrugar. Prefieren permanecer juntas e impresas, en íntima comunión, disfrutando del roce suave de la mano que pasa las páginas. Las páginas de Chéjov, que las de los bestsellers, vendieron su alma muchas paradas atrás.

Una falda que se ha subido. Unos dedos que la bajan, rápidos. Dos que ayer fueron uno y que hoy vuelven a ser dos, se despiden con un beso desganado y suave. Una corbata perfecta, atada con un nudo simple, traje oscuro y ojeras a juego, testigos mudos de insomnios justificados.

Soledad al final de la línea. Últimas paradas a solas, como antes, pero de otro modo. Y, como siguiendo órdenes programadas, se produce el abandono del bajel subterráneo, y otra vez la marabunta. Una última mirada al del rincón, al que lee Chéjov, que ha dejado de hacerlo y espera a que se abran las puertas. Aprieta el libro contra un costado, y en su rostro impasible, de robot, se atisba una sombra de profundos sentimientos. De profundos y hermosos pensamientos que, compartidos, podrían dar sentido a otra mañana de trabajo.

Pero se pierde el instante.

Se vuelve de nuevo a la luz del sol. Se pasan los tornos, el ascensor, los buenos días, la pantalla del ordenador. Se teclea rápido, rumbo a casa. El café cumple su función, y el resto, la suya. Mejor, peor, con eficiencia, sin ella. Se olvida, que las mañanas son duras, pensando ya en lo que queda de día. Rendidos.

domingo, mayo 31, 2009

Honestidad

Quando sei qui con me
questa stanza non ha piu pareti
ma alberi
alberi infiniti
quando tu sei vicino a me
questo soffitto viola,
no non esiste piuio vedo
il cielo sopra noi
che restiamo qui abbandonati
come se non ci fosse piu niente
piu niente al mondo
suona un’armonica
mi sembra un organo
che vibra per te e per me
su nell’immensita del cielo
per te e per me nel cielo
suona un’armonica
mi sembra un organo
che vibra per te e per me
su nell’immensita del cielo
per te e per me nel cielo




Si bien sabía que los deslices ya no eran sinónimos de aquel dolor punzante y afilado como la hoja de una navaja suiza, provocaban todavía cierta frustración. El sentimiento era sutil, como difuso, entremezclado con el sabor del tabaco y el olor a maquillaje caro.

Ya no la amedrentaban, ni la hacían temblar.
Se asemejaban más bien a unas agujetas, incómodas después de haberse esforzado demasiado en la carrera. Resentida al andar, sosteníase en el vórtice de sus tacones de aguja.
Los deslices la reafirmaban en su certeza de que ella merecía más. No esperaba fuegos artificiales, porque se le había pasado la edad de creer en los cuentos de hadas, pero era esta pérdida de la ingenuidad la que le permitía comprenderse mejor. Buscaba, sin duda, algo mucho más maravilloso que todos aquellos encuentros fallidos. Algo más profundo, comprensible y sincero. Algo, en definitiva, que la convirtiese en un rubato infinito y real. Ansiaba la combinación perfecta, el vibrato final que la despojase de toda coraza impuesta por el desencanto y la traición.

Y mientras tantos, los deslices. Fríos, inconexos, sumergiéndola en un sinsentido de copas y besos. Descubría, siempre demasiado tarde, que nada de esto le hacía falta para seguir adelante. Y de ahí su frustración vívida.

Mirando el cielo nublado de su habitación, sola y adormilada, decidía que valía la pena esperar.



viernes, mayo 29, 2009

Retrato II

Marduk son estrellas y es un gato negro. También negros sus abrigos, sus blusas, las penas que a veces le corretean por dentro y que espanta con esa fuerza que le nace desde tan hondo. Marduk es cine del bueno, del de antes; es jazz, es un aroma que embriaga, es un verde en las pupilas y un chapín colorado. Marduk son libros y teclas de piano, es un blog lleno de sueños, es un pony... no, dos ponies... no, ¡Marduk son muchos ponies! Marduk es un mojito, un daiquiri, un tequila, una birra y un ruso blanco; es una noche de lluvia, es una lunita, un dibujo manga y una vieja gramola. Marduk: una mano izquierda que vomita cuentos, unos tacones increíbles, el abrazo del sol de cada día.


Txïo sigue escribiendo, y dice que soy todas estas cosas. Tal vez tenga razón.

lunes, mayo 25, 2009

Frente Popular

Odio esta mierda de asignatura.

Tengo todavía que acabar la fijación de datos, y empezar a releerme los apuntes como una posesa. Y aún tengo que coger el libro de Umbral ("Natanael tocaba el violín desnuda" "Como no tenía nada que hacer me fui de putas" o_O) y sacar todas las preguntas que pueden caer, y mañana por la mañana ver la maldita película esa que también entra.

Es decir, que probablemente el miércoles en el examen mi cabeza explosionará y mancharé a todos mis compañeros de aula con sesos sanguinolentos.

Acá una Marduk muy estresada.

viernes, mayo 22, 2009

Txïo's gift



North Star es un pony pegaso del año 5 de la serie So Soft (que se caracteriza por estar recubierta de una suave capa aterciopelada). Tiene el pelo violeta y ojos azules. Su símbolo es una brújula azul con letras lilas que indican el Norte y el Sur, y una estrella azul al sudoeste de la brújula. Está en la pose de Lofty y también fue vendida en Europa en la versión normal. Baby North Star salió a la venta en el año 5.
Venía acompañada de un folleto, un cepillo en forma de pájaro de color rojo, una cinta y una pegatina perfumada.

La que véis en la fotografía fue un regalo sorpresa de Rocío. Está casi mint y es una ponita preciosa!!!!

U_U

jueves, mayo 21, 2009

The reason why




"Steven me había decepcionado.
Yo esperaba irreverencia y en cambio tuve devoción; esperaba infidelidad y en cambio tuve compromiso; esperaba emoción y en cambio tuve rutina; y lo peor de todo: esperaba un lobo y me encajaron una oveja.

Cuando el chico que te gusta resulta un cerdo mentiroso y falso, es muy triste. Pero cuando el chico al que habías tomado por un rompecorazones informal resultaba sencillo y bueno, es casi peor.
Pasé un par de días preguntádome por qué me atraían los chicos que no se portaban bien conmigo. ¿Por qué no podían gustarme los que me trataban bien? ¿Estaba condenada a despreciar a todos los hombres que fueran buenos conmigo? ¿Sólo iba a sentirme atraída por los que no me querían?

Me despertaba en mitad de la noche preguntándome qué le había pasado a mi auotestima. ¿Por qué sólo estaba cómoda cuando me maltrataban?
Entonces caí en la cuenta de que la máxima "Trátalos mal para que te traten bien" llevaba siglos en circulación. Y me relajé, pues, al fin y al cabo, yo no era la que establecía las normas.

¿Qué pasaba si mi hombre ideal era un golfo egoísta, formal, infiel, leal, traidor y cariñoso que me adoraba, nunca me llamaba cuando tenía que llamarme, me hacía sentir la mujer más especial del universo e intentaba ligarse a todas mis amigas? Tenía yo la culpa de querer un novio como un gato de Schrödinger, un hombre que fuera, simultáneamente, varias cosas incompatibles?"



Lucy Sullivan se casa.

lunes, mayo 18, 2009

It's a fact

Le veo, y me hago la loca. Viene detrás de mí y me dice:

¡Oye! ¿Cómo que no saludas?-

Me da dos besos.

(Piensa rápido, piensa rápido, piensa rápido, piensa rápido)

Es que no te he conocido...-

(Está claro que no pensé lo suficienteme rápido)

¿Ves? Al final te han llamado.-

Sí... ¿tú qué tal?.-

(¿Tú qué tal redactor-jefe-asqueroso que rechazas mi invitación para ir a ver Ponyo y ni siquiera te dignas a contestarme al mensaje? ¿Tú qué tal? Porque yo, ahora mismo estoy ODIÁNDOTE)

Pues bien... me voy de viaje.-

Ah, tu no paras ¿eh?.-

(Vale, la elocuencia no es lo mío cuando estoy bajo presión)

Pues... nada chica, ya me cuentas si te cogen-

¡Sí, claro!-



Y ya está. Me cogieron. Me quedo en Madrid. Es un hecho.
Y... el redactor-jefe-asqueroso-que-no-quiso-ir-al-cine-conmigo, ahora resulta que es MI redactor jefe. Ahora no me va a quedar otra que contárselo.

Yo a lo mío. A buscar pisos, y a aprobar exámenes.

sábado, mayo 16, 2009

Una de dos




La suerte en ese aspecto no suele acompañarme y, cuando me dicen que me llaman, pues nunca lo hacen. Pero siempre podemos brindar por nosotras. Que lo importante ahora es estar.


miércoles, mayo 13, 2009

lunes, mayo 11, 2009

This is outrageous



I do believe it's true
That there are roads left in both of our shoes
If the silence takes you
Then I hope it takes me too
So brown eyes I hold you near
Cause you're the only song I want to hear
A melody softly soaring through my atmosphere





Si pudieses ser una canción, ¿cuál elegirías?

miércoles, mayo 06, 2009

Sofá-pijama

Hoy tengo el día tonto.

Una o dos veces al mes se da uno de esos días. Se suele notar ya de buena mañana al despertarse. No sé si tendrá que ver con lo de destaparse por la noche y coger frío en los riñones, pero a fin de cuentas, la sensación se parece mucho. Los síntomas son siempre iguales: melancolía, estado de somnolencia y ganas de sofá.

Las hay que se limitan a enchufar la radio y a dejar pasar las horas entre chocolate y bollos de crema, otras deciden que hay que combatirlo y se van de compras, o aprovechan la tontería para deambular en pijama por la casa, debatiéndose entre si seguir paseando o volverse a la cama.

En mi caso, la melancolía suele ir acompañada de unas ganas terribles de ver películas de temática sentimentaloide. Son películas de sofá-pijama. Películas de sofá-manta-ojos-como-pelotas-y-montaña-de-kleenex-a-mi-alrededor. Y, sobre todo, son películas-curativas que tooodas las chicas con el día tonto deberían ver. Aunque bueno, las hay que en los días tontos prefieren a Bruce Willis pegando hostias y diciendo palabrotas en Jungla de Cristal (de eso, y de las películas-de-tíos-duros-a-los-que-me-triscaría-bien-a-gusto-ya-mismo hablaremos otro día). Ahí van las mías, incondicionales de mi sofá-pijama:

Historias de Filadelfia




Katherine Hepburn es una dama de la alta sociedad y está dispuesta a casarse con un nuevo rico. Cary Grant, su ex-marido, vuelve para impedirlo porque aún la quiere. Comedia de enredos, donde se mezcla el periodismo, los chantajes y un James Stewart encantador haciendo de escritor frustrado. ME ENCANTA!!!!!!!!


Siempre a tu lado




Perfecta para mujeres despechadas. Ashley Jude conoce al "tío perfecto" y se enamora. Pero después el tío perfecto resulta que de perfecto sólo tiene el que acompaña a "gilipollas". Ella está destrozada, y para curarse del destrozo, se va a vivir con Hugh Jackman. El resto os lo podéis imaginar. Estupendísima película llena de frases fabulosas como: "El 5% de los hombres practican la monogamia y el 95% por ciento están tirándose a Penélope Poe". Toda una joya.



Algo para recordar



Meg Ryan está a punto de casarse con un tipo de lo más soso y aburrido. Tom Hanks es un viudo joven y sensible con un hijo pequeño muy preocupado por él. Un día el niño llama a la radio y consigue que su padre hable en directo con un consultorio de estos sentimental. Meg Ryan le oye y se enamora pérdidamente de él. Le manda una carta y le dice que quiere conocerle. Y ¿dónde quiere quedar? Pues en el Empire State, como en aquella película tan increíblemente bonita de Cary Grant, Tú y Yo (que no está en mi lista de las pelis de sofá-pijama, pero debería).


Top Hat



Fred Astaire es un bailarín super famoso. Ginger Rogers, la doncellita que duerme en la habitación de abajo de la de él. Él baila, ella se despierta, él sigue bailando, ella se enfada y sube a quejarse, él la ve y se enamora. El resto son un cúmulo de confusiones, canciones y bailes deliciosos.


Confidencias a Medianoche



Doris Day es una decoradora con una vida muy ordenada que comparte línea de teléfono con Rock Hudson, un mujeriego compositor. Ella está harta de escuchar sus líos amorosos cada vez que coge el teléfono, pero a él, le pica la curiosidad. Tanto le pica que acaba haciéndose pasar por un texano campechano y bonachón para seducirla. Ais...


Esplendor en la hierba



Para llorar, y llorar, y llorar. Natalie Wood y Warren Beatty son novios. Pero como no puedeeeeen retozar antes de la boda (porque estaba mal visto) pues él anda el pobre un poco exasperado. Acude en su ayuda la ligerilla del pueblo y cuando Natalie Wood se entera, pues se lía la gorda. Todo el mundo gritándose cosas y la Wood haciendo de super loquísima de amor y tal. Aconsejable verla en una sesión doble de dramón-comedia para no quedarse con el mal sabor de boca.




Jane Eyre



Después de una infancia terrible y tristísima y una estancia bastante lúgubre en un internado, Joan Fontaine es contratada por el bruto y descortés Orson Welles, para que se haga cargo de su pupila francesita. Es una tórrida historia de amor entre la institutriz y el amo de la casa, pero en el ático de la enooorme mansión se esconde un oscuro secreto... (AVISO: para las aficionadas a los libros de las hermanas Brönte, ni se os ocurra ver Cumbres Borrascosas... no he visto a un Heathcliff más patético que Laurence Olivier...) Pero Jane Eyre es genial. :D



Sucedió una noche



Clark Gable es periodista. Claudette Colbert una niña rica caprichosa que está revolucionando a todos los periódicos con sus intentos de huír de su padre para reunirse con su marido (al que su padre no puede ver ni en pintura). En una de sus escapadas, se da de bruces con Clark Gable que al reconocerla, decide sacar tajada y una bonita exclusiva. Aunque los planes no le van a salir tal y como esperaba. Estupenda y romantiquísima, con escena antecedente a Bugs Bunny comiéndose su zanahoria incluida.


Y ahora que ya he puesto yo mis incondicionales (sólo cinco, porque si las pongo todas esto se convierte en un testamento) ¿qué os parece si hacéis vosotros lo propio? :)

martes, mayo 05, 2009

lunes, mayo 04, 2009

Reruns

Con los años,aprendes a saber lo que quieres y lo que no. De un modo escandalosamente obvio, los golpes han ayudado a comprender. Después de mucho renquear, te levantas una mañana, y en tu cabeza hay un alambre tenso, duro y firme, que separa aquello que detestas y no soportas, de lo que anhelas conseguir. Odias la falta de empatía, por ejemplo. Sabes que ya no hay manera de transigir. Por mucho que lo intentes, se ha creado ese muro, esa delgada línea que no te permite cruzar al otro lado. Del mismo modo, sabes qué es precisamente lo que te conviene. Puedes no dar con ello, pero la idea se define a cada paso con mayor precisión antes los ojos. Y ya no hay ninguna salida de emergencia, no hay espacio para la vuelta atrás.



Me apetece sushi, otra vez.

viernes, mayo 01, 2009

Ponifica y vencerás



Roci y Firefly, durante nuestra cena de sushi. Ponita linda donde las haya, es un pegaso rosa del año 2 con pelo y ojos azules. Tiene como símbolo dos relámpagos azules de purpurina. Está en la pose de Firefly y de ella existen tres versiones: , la mía, con pelo corto, otra del año 3, que mantiene la pose pero tiene el pelo más largo; y la del año 10, que tiene la pose de Surprise, con el pelo más oscuro y el símbolo no tiene purpurina. Este pony tiene su versión baby, que salió a la venta en el año 3, y también se podía encontrar un poco más tarde (sólo por correo) una versión del mismo con acabado en perla.

Firefly venía con un folleto, un cepillo en forma de estrella fugaz, un lazo y una pegatina perfumada.


=)

lunes, abril 27, 2009

Cuesta arriba

Mi calle es larga. Se hace muy larga de madrugada. Los despliegues de sabiduría no sirven para nada. Nunca. Me cuesta mantener la sonrisa, y vuelven los :no te desanimes, todo saldrá bien. Pero camino por un largo alambre, y tropezar es condenadamente más fácil que otras veces.

Volver. Y rendirme.

A veces sólo pienso en eso.

sábado, abril 25, 2009

The house at the Puh Corner




De pronto, Christopher Robin, que aún seguía mirando el mundo con la barbilla apoyada en la mano, volvió a llamarle:

-¡Puh!

-¿Sí?-dijo Puh.

-Cuando yo me... cuando... ¡Puh!

-¿Sí, Christopher Robin?

-Ya no voy a poder volver a hacer Nada de ahora en adelante.

-¿Nunca más?

-Bueno, no tanto. Ellos note dejan.

Puh le esperó a que siguiera, pero se había vuelto a quedar en silencio.

-¿Sí, Christopher Robin?- dij0 Puh amablemente.

-Puh, cuando yo me... tú ya sabes... cuando yo haya dejado de hacer Nada. ¿Vendrás aquí de vez en cuando?

-¿Sólo Yo?

-Sí, Puh.

-¿Estarás aquí tú también?

-Sí, Puh estaré de verdad. Prometo que estaré, Puh.

-Eso está bien-dijo Puh.

-Puh, promete que no te olvidarás de mí, nunca. Ni siquiera cuanto tenga cien años.

Puh pensó por un momento.

-¿Cuántos años tendré yo entonces?

-Noventa y nueve.

Puh asintió con la cabeza.

Con los ojos puestos aún en el mundo, Christopher Robin extendió una mano y sintió la zarpa de Puh.

-Puh- dijo con la mayor seriedad Christopher Robin-, si yo... si yo no...- se detuvo y lo intentó de nuevo-... Puh, pase lo que pase, tú lo comprenderás, ¿no?

-Comprender, ¿qué?

-Oh, nada.- Se rió y se pudo en pie de un salto-. ¡Vamos!

-¿Adónde?- dijo Puh.

- A cualquier parte -dijo Christopher Robin.

Y se fueron juntos. Pero adonde quiera que fuesen, o sea lo que fuera lo que les sucediera por el camino, en aquel lugar encantado de la parte más alejada del Bosque estarán siempre jugando un niño y su Oso.


A.A. Milne.

lunes, abril 20, 2009

Portrait

Almudena

-Y esa es la Estrella Polar, y aquella es la Osa Menor. Por cierto, hablando de osos, ¿sabes qué es de Oso?
Yo no tenía ni la más remota idea, así que le di otro sorbo al chocolate humeante y me encogí de hombros en silencio. La noche estrellada se cerraba sobre nosotras; parecíamos encerradas en una de esas películas mágicas que tanto le gustaban. En realidad, todo con ella era como sacado del celuloide. Desde los momentos a su lado hasta sus ojos verdes de cuento.
Seguía hablando. Sobre constelaciones, astronomía, y aquellas otras deliciosas cosas suyas. Nunca el techo de un coche me pareció tan cómodo, y juro que no habría cambiado aquel momento por ningún otro.




Txïo

viernes, abril 17, 2009

lunes, marzo 30, 2009

Crossroads



Now tell me what it is
It isn't fair 'cause
I'm wasting time
'Cause it isn't my heart
It isn’t my fault
And every situation understands, well
The anecdote
Of chasing the location to your door

'Cause I'm wasting time
Now I'm wasting money again
And all the cigarettes
That I have never smoked
And all the letters
That I have never sent

viernes, marzo 27, 2009

Japanese food, wine and friends



Descubro que el tío que se sienta a mi lado tiene menos de 30 años, unos ojos bonitos y para variar, es un frikazo.

Resulta que para un tío que me llama la atención, tiene muchas posibilidades de convertirse en mi jefe.

Y ya saben lo que dicen. Donde tengas la olla...


Qué depresión.

miércoles, marzo 25, 2009

Ain't that a kick

Somewheeeeere there's a someoooone for everyooooooone.
Somewheeeeereeeee there's a someooooooooone for meeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeee.........

^^


Me voy a Almería.
Pásenlo ustedes bien.

lunes, marzo 16, 2009

sábado, marzo 07, 2009

De espíritus reconcentrados

I've have this dreams lately... and I don't know what they really mean and then there's that feeling, like falling into a big damn hole of necessity.

It's not like an "I want you to want me", but an "I want you to touch me and please say that this is real."

Reality.
More or less.

domingo, febrero 22, 2009

He has soul


Todo el fin de semana tragándome la primera temporada de Angel. Contenta porque aún me quedan cuatro más. n_n

miércoles, febrero 04, 2009

Sólo te pasa a tí

- ¿Pero que haces escuchando a Whitney Huston?
- Me torturo.
- ¿Qué? ¿No acabas de ver el Guardaespaldas? ¿No crees que ya es suficiente tortura?
- ¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡Me gusta Whitney Huston, y luego pienso seguir con Celine Dion!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!
- Dios mío, estás enferma
- ¿Y QUÉ? ¡ME GUSTA ESTAR ENFERMA! ¡Y como no dejes de tocarme las narices te juro que pongo a los Panchos!

martes, febrero 03, 2009

Bela Lugosi's dead


Ven pa' acá, jaca! Qué te voy a enseñar lo que sabe hacer un vampiro!

martes, enero 27, 2009

Con la cabeza a monstruos

No sabía sobre qué escribir.
Nada me inspiraba lo suficiente como para abrir el cuaderno y dejarme llevar.
Y ahora...
Ahora estoy emocionada.

n_n

miércoles, enero 21, 2009

Exams

Sin más preámbulos, que estoy de exámenes.
Demasiados y muy juntos, aunque eso tenga sus ventajas, dos semanas puteada, y todo febrero para tocarme un pie, o lo que haga falta.
Mientra tanto... sigo con mis un, dos,tres, un, dos,tres, enchufe y dile que NO.
Que cuando se acaben nuestras respectivas torturas...

domingo, enero 18, 2009

El Son

Y lo demás será siempre lo de menos.
Aquí no se respeta de la selva ni la ley.
Las horas se derriten, los minutos de la mano se van.
Irremediablemente es cotidiano.
No volveré a cometer la torpeza de perder la cabeza por una promesa o algo peor.
Que sale mejor en la foto el más sospechoso de los invitados.
Eso es irremediablemente cotidiano.
Nos salvaremos juntos,
que para eso estamos.

sábado, enero 17, 2009

MLP



Fluttershy, de 2004. En la pose de Kimono. :) Aquí posando con sus alas y antenitas.










Doseydotes, de 2004. En la pose de Wysteria.

martes, enero 13, 2009

Casi una niña

Eso ha dicho cuando le he contestado que tenía "23, bueno, 22 recién cumplidos". Y he vuelto a dar un respingo, porque llevo semanas pensando en lo mismo. Así como en esa canción de El canto del loco. No me gusta el grupo, y el cantante me provoca auténtica tirria, pero no sé qué me ocurrió la primera vez que escuché Peter Pan (dos meses más tarde que el resto de los españolitos de a pié). La letra no es muy allá, por supuesto, pero me prepara emboscadas una y otra vez. Me atrapa a las siete de la mañana, cuando me encuentro apoyada en la pared del atestado vagón del metro de la línea 4, mientras espero la oportunidad de sentarme y dar una cabezada antes de recorrerla entera hasta Pinar de Chamartín. Sigue mis pasos por las calles frías. La descubro entre mis apuntes de historia. Entre las sábanas. En el olor de la ropa recién tendida. Y hasta en los labios de mi redactora jefe.


Me aturde tanto, estar pensando en una canción que ni siquiera llevo en el Ipod, que he acabado por preguntarme que es lo que la hace tan especial. Tal vez Peter, el niño que nunca crece y al que siempre envidié un poco. O tal vez me preocupe más lo que mueve dentro de mí. O lo que me espera a partir de ahora.



No entiendo por qué me cuesta tanto despedirme de lo que ya perdí hace tiempo.

domingo, enero 11, 2009

Starvin'




Gerard Butler means... my rocknrolla.